La articulación global entre enfoque de desarrollo, paradigma cientifico-técnico y la transformación universitaria.


El pasado viernes 25 de abril en el Auditorium Maximiliano Bezada, UPEL-IPB, se presentó la Conferencia titulada: “Articulación Global entre Enfoque de Desarrollo, Paradigma Científico Técnico y la Transformación Universitaria que dictará el Dr Carlos Lanz, evento auspiciado por la Coordinación del PIDE en representación de la Dra Carmen Yaquelina Reyes Leal y el profesor de la materia “Sociopolítica y Educación” Dr Salvador Camacho y los Participantes de la V cohorte.

El evento fue propicio para la reflexión y discusión de la Transformación Universitaria con un enfoque global que articule los procesos educativos de las casas de estudios con las necesidades de su entorno, para un fortalecimiento de la infraestructura en pro del desarrollo del país.

[rockyou id=111342750&w=426&h=319]

El material que se presenta a continuación es el entregado por el Dr. Carlos Lanz

——–

Por DOCTOR Carlos Lanz Rodriguez

La articulación global entre enfoque de desarrollo, paradigma cientifico-técnico y la transformación universitaria.

El nuevo enfoque de desarrollo integral en función del país y la sociedad que queremos construir, el hombre nuevo que demanda dicha construcción, implica cambios profundos en la educación y, en particular, en el sistema de educación superior, conectados y articulados al siguiente referente teórico-ideológico.:

  • Impulso y desarrollo de la revolución cultural que permita superar la alienación consumista, el monopolio del saber, la estética de la mercancía.

  • Emancipar el trabajo de las relaciones de sumisión: producción de plusvalía, máxima ganancia, mercantilización y división del trabajo.

  • Construcción de un Sistema Nacional de Ciencia y Tecnología, donde la producción, difusión y empleo del saber se enmarque en el desarrollo humano, con una perspectiva endógena y sustentable.

De allí que sea indispensable promover un proceso de discusión en torno a la universidad que queremos, ajustando cuentas con los enfoques tecnocráticos y con la academia tradicional ajena a las necesidades de cambio.

En esa dirección, está planteado la articulación global de las políticas y lineamientos estratégicos que apuntan a la construcción socialista: NUEVO TEJIDO PRODUCTIVO CON CAMBIOS EN LA RELACIONES DE PRODUCCION, NUEVO PARADIGMA CIENTIFICO-TECNICO Y LA TRANSFORMACION UNIVERSITARIA QUE DEMANDA ESTE ENFOQUE DE DESARROLLO.

Las proposiciones que siguen son tomadas de la Carta abierta a los Ministros Jorge Gordani, José Khan, María Cristina Iglesia, Héctor Navarro y Luis Acuña, publicada el 8 de Septiembre de 2007. En estas líneas se trata de establecer el nexos entre las tareas anti-imperialistas, anti-monopolistas y la transición socialista, caracterizando el sello de esta revolución en curso.

I.- NUEVO TEJIDO PRODUCTIVO CON CAMBIOS EN LA RELACIONES DE PRODUCCION.

La nueva economía en construcción, tiene como punto de partida la identificación de la hegemonía de los monopolios transnacionales en el modelo de desarrollo y en la industrialización dependiente y deformada.

1.- Resumen esquemático del impacto de la División Internacional del Trabajo Capitalista:

a.- Unos cuantos países neocolonizados y dependientes se especializan en ser proveedores de materias primas e importadores de manufacturas.

b.- Se genera una relocalización industrial, donde en los países dependientes se ubican las industrias contaminantes, se aprovechan las llamadas ventajas comparativas (mano de obra barata, materias primas abundantes, seguridad jurídica, estabilidad política, apertura comercial).

La implantación industrial no podía escapar de las determinaciones impuestas por esta división internacional del trabajo. Por ejemplo, en CVG he denunciado como el modelo de Sucre Figarella impulsó un tipo de desarrollo en Guayana concretado en las industrias básicas, bajo las orientaciones y visiones de las transnacionales y los grupos monopolistas, caracterizado por:

  • 1.- Aprovechamiento por parte de las empresas transnacionales de las ventajas comparativas: energía, materia prima y mano de obra barata.

  • 2.- Producción primario-exportador: Producción de materia prima y productos semi-elaborados e importación de manufacturas derivadas de dicho productos.

  • 3.- Control tecnológico no sólo en equipos y maquinarias, sino en patentes y licencias.

  • 4.- Imposición de precios y contrataciones leoninas.

  • 5.-Alto nivel de contaminación y acumulación de pasivos ambientales en la región.

  • 6.- Atomización y fragmentación del sector, al no tener la perspectiva de redes productivas.

  • 7.- Constitución de monopolios en los servicios diversos: Transporte, Comida, Seguros.

  • 8.- Corruptelas y negociados en las compras del estado: rueda de negocio, contrataciones.

2.- Elementos básicos del nuevo enfoque de desarrollo en la óptica de la emancipación del trabajo:

  • Desarrollo humano integral, necesidades radicales y racionalización del consumo

  • Cambios en las relaciones de producción: caracterización de las diversas formas de propiedad presentes en la transición (estatal, mixta, privada, social, comunal) enfrentamiento de las relaciones mercantiles, combate de la división social del trabajo.

  • Superación de la extorsión y enajenación del trabajo, ubicación del doble carácter del trabajo en el capitalismo (trabajo necesario-trabajo excedente), su racionalización y humanización, producción con primacía de los valores uso sobre los valores de cambio.

  • Erradicación de la deformación y desproporción entre los sectores económicos.

  • Ocupación integral del territorio y superación de la contradicción ciudad-campo. Superar las asimetrías como la que expresa el eje norte-costero y el resto del país.

  • Lo sustentable y lo endógeno en el nuevo tejido productivo: ecología política y preservación del ambiente. Soberanía productiva y tecnológica.

A partir de estos supuestos teórico-ideológicos, se trata de promover un nuevo enfoque de desarrollo centrado en la equidad y la justicia social, formando integralmente a los ciudadanos(as) (particularmente a los sectores permanentemente excluidos), en el desarrollo de sus habilidades cognitivas, destrezas manuales, promoviendo valores y sembrando ciudadanía rumbo al socialismo. Se busca la formación en valores, apuntando a la generación de una nueva cultura política como cemento de la democracia participativa, que se orienta también a la inclusión política.

Por esto no estamos hablando de cualquier concepción del desarrollo, sino postulando un enfoque que reivindica el desarrollo endógeno y sustentable en una perspectiva humanista, lo que demanda una ética y nuevos valores en la formulación y empleo de ciencia y tecnología, de igual manera demanda transformaciones educativas profundas

II.- La ciencia y la tecnología que le es pertinente a este enfoque de desarrollo integral, combinando el cambio en las relaciones de producción con la soberanía tecnológica y productiva.

Como hemos indicado en el proceso de transición rumbo al socialismo, se trata de superar la extorsión del trabajo y su conversión en ganancia, de igual manera se combate la DIVISION SOCIAL DEL TRABAJO concretada en el divorcio existente entre el trabajo intelectual y el trabajo manual, planteándose, en el proceso de cambio, también el enfrentamiento a la separación entre la teoría y la práctica, LA DISTANCIA ENTRE EL “SABER” Y EL “HACER”. Esto se expresa en la necesidad de impulsar un nuevo modo de producción de conocimiento:

  • Formación en conocimientos, actitudes y destrezas necesarias para desempeñarse en el terreno productivo empleando una CIENCIA CON CONCIENCIA Y PERTINENCIA SOCIAL, formación ésta que debe ser orientada hacia las demandas y necesidades concretas del sistema productivo de la economía socialista (cooperativas, EPS, empresas socialistas) tejido productivo que justifica lo que Oscar Varsavsky denomina “estilo tecnológico“ en el marco de un enfoque de ciencia propia : “… diferente por su contenido, sus problemas prioritarios, sus métodos de investigación y sus criterios prácticos de verdad …”.

  • En la transición socialista se requiere una nueva plataforma tecnológica que se inserte en el nuevo enfoque de desarrollo. Por ello, debemos Impulsar líneas de investigación, diseñar y fabricar prototipos de máquinas, equipos, productos y procesos destinados a la solución de problemas tecnológicos comunes del conjunto de empresas o unidades productoras de bienes y servicios que conforman las cadenas productivas, operando como red. Estas son tareas fundamentales para eslabonar la producción-distribución-consumo en la perspectiva del desarrollo endógeno y sustentable, porque como ya reseñamos, hemos heredado un conjunto de máquinas-herramientas que responden a un determinado patrón tecnológico que no tiene correspondencia con nuestra necesidad de desarrollarnos armónicamente, sino que están íntimamente vinculadas a las deformaciones estructurales que hemos descrito, de igual forma, están asociadas a un determinado esquema de rentabilidad, que persigue la máxima ganancia apropiada individualmente. Por ello, podemos decir que nuestros parques industriales poseen una tecnología heterogénea que responde a las tendencias que el capital transnacional impuso a nuestra economía. En consecuencia, no se puede partir de tales activos, sin someterlos a una redefinición técnico-productiva.

De allí surge la necesidad de la reconversión industrial bajo la égida de lo endógeno, la reingeniería bajo la óptica de lo sustentable, la productividad bajo el sello de la humanización del trabajo. Estas determinaciones teóricas e ideológicas orientan permean, penetran, atraviesan todo el Plan Nacional de Ciencia y Tecnología, con implicaciones axiológicas y epistemológicas:

* Está centrado en un nuevo modo de producción de conocimiento con una epistemología constructiva de base inter o transdisciplinaria que se apoya en el dialogo de saberes y la elaboración colectiva. Aquí sigue siendo clave la promoción, fortalecimiento y desarrollo de la Misión Ciencia

* El énfasis hay que colocarlo en la investigación aplicada y en la ingeniería de reversa catalizada por demandas concretas y áreas problemáticas de urgente resolución, particularmente lo que se enmarca en los trenes productivos: petroquímico, acero, aluminio, forestal, entre otros en las industrias básicas.

* El estilo tecnológico debe combinar adecuadamente los acervos y capacidades propias: ciencia y tecnología ancestral, tradicional y artesanal, tecnología blanda, tecnología intermedia, tecnología de punta.

* En esa misma dirección, se requiere definir líneas de investigación en correspondencia con necesidades detectadas en el enfoque de desarrollo, priorizando la seguridad y soberanía alimentaria donde se plantea la transición del modelo agroquímico al modelo agroecológico, ámbito energético y petroquímico, ambiente y habitad, salud, reconversión industrial, entre otras áreas estratégicas.

* También se plantea desarrollar un adecuado proceso de selección y transferencia tecnológica que permita su adaptación y adecuación al modelo de desarrollo y sus diversas redes productivas, como puede ser el caso de las industrias básicas: hierro, aluminio, forestal, etc,

Por estas razones, se requiere de un urgente proceso de articulación, que posee diversas connotaciones:

— El nivel teórico-conceptual, donde se deben hacer los enlaces lógicos, estableciendo los conectores entre el enfoque de desarrollo y el tipo de ciencia y tecnología que aplica.

— Los aspectos metodológicos y organizativos, donde se involucra el paradigma de planificación (planificando bajo presión, planificación focalizada en problemas en un cuadro de incertidumbre y complejidad).

La actual coyuntura es una buena oportunidad para comenzar a hacer los ajustes preliminares:

a.- Introducir el nuevo marco de referencia teórico, bajo el sello de la construcción socialista.

b.- Articular planes y proyectos, explorando áreas de concurrencia intra e interministerial

c.- Priorizar y jerarquizar el esfuerzo, por ejemplo, en la soberanía alimentaria hay que proponer el enfoque del desarrollo rural sustentable, insertando programas como TODAS LA MANOS A LA SIEMBRA, potenciando el CIEPE e instituciones afines. Lo mismo vale para los nuevos materiales y la fabricación, empujando la ingeniería de reversas con el Instituto de Ingeniería para apoyar las empresas socialistas en MILCO Y MIBAM .Finalmente, hemos, a lo largo de estas reflexiones, indicado la necesidad de la formación integral dirigida a superar las relaciones de producción capitalistas, donde se plantea la abolición de la jerarquía y el despotismo en la organización del trabajo, colocado en entredicho a través del nuevo modo de producción de conocimiento:

  • a.- Crítica al monopolio y la jerarquía del saber, que se materializa en la expertocracia o en las modalidades tecnocráticas.

b.-Cuestionamientos a la fragmentación del saber que surge de la especialización.

c.-Darle dignidad teórica al trabajo manual, reivindicando el saber popular, propugnando el diálogo de saberes.

d.-Asumir la democratización del saber y el pensar con cabeza propia, como requisitos básicos de la democracia en la fábrica.

e.- Abolición de los secretos tecnológicos, apertura de los libros de contabilidad, humanización de las jornadas y puestos de trabajo.

  • De allí la propuesta: concretar el dialogo de saberes como nueva manera de articular el conocimiento sistemático de los expertos y el saber popular, combatiendo de esta manera el monopolio y la jerarquía del saber como forma de dominio. Por esto en la Misión Ciencia estamos promoviendo los Comités, Redes y Comunas de Saberes.

III.- LA TRANSFORMACION UNIVERSITARIA QUE DEMANDA ESTE ENFOQUE DE DESARROLLO.

Los anteriores aspectos son un marco conceptual que ubica parte de los desafíos que tiene la educación superior en la actual coyuntura, estableciendo los conectores entre el ENFOQUE DE DESARROLLO Y EL NUEVO PARADIGMA CIENTIFICO-TECNICO QUE LE ES PERTINENTE, tal como lo hemos estado promoviendo alrededor de la Constituyente Universitaria. En esa dirección, planteamos los siguientes puntos abreviados por el Prof. Roberto López de los diversos materiales publicados, siendo insumos para las elaboraciones y reflexiones en torno a la Misión Alma Mater, la transformación de los Institutos Tecnológicos en Politécnicos, la redefinición de las funciones básicas de investigación, docencia y extensión en las universidades en su conjunto:

1.- Asumir abiertamente el carácter político-ideológico de la formación, es decir, el currículo no es un problema técnico, sino que en el qué y cómo aprender, cuáles contenidos escogemos, cómo los estructuramos y presentamos, qué metodología empleamos, cuál didáctica proponemos, cómo evaluar y acreditar los saberes, todo esto descansa en una determinada concepción del mundo, de la sociedad y del desarrollo, tamizados por diversos intereses: de control y dominio o de liberación y emancipación. Por eso resulta inaceptable la “neutralidad axiológica “ postulada en nombre de la ciencia y la técnica.

2.- Educación que promueve una revolución cultural y productiva, basada en el desarrollo endógeno – sustentable.

3.- Formación histórico-cultural con conocimiento pleno de nuestras raíces y del acervo histórico como pueblo (Lanz, C., 2007-b: 1). Respeto de la diversidad cultural.

4.- Promoción de valores dirigidos al cambio de las relaciones capitalistas de producción. Superar el afán de lucro y la máxima ganancia como móvil social, apuntando a la satisfacción de las necesidades colectivas. Primacía de los valores de uso sobre los valores de cambio.

5.- En el plano de la investigación, se plantea construir un modo de producción de conocimientos más democrático, participativo e implicante, incorporando diversas opciones epistemológicas y superando el monismo metodológico.

6.- Superar la dicotomía investigación básica e investigación aplicada, formulando líneas de investigación que permitan innovar y crear conocimientos y tecnologías propias, así como adaptar y transferir las tecnologías accesibles.

7.- Otorgarle a la investigación el necesario peso curricular, vinculándola a la resolución de problemas nacionales y locales. Otorgar igualmente mayor respaldo financiero a la investigación, y el reconocimiento y fomento del trabajo investigativo entre los profesores.

8.- Superar los anacronismos curriculares de nuestras universidades, que hacen que los aprendizajes no tengan pertinencia socio-cultural y estemos graduando desempleados o tecnócratas.

9.- Superación de las prácticas pedagógicas tradicionales, memorísticas y repetitivas, desarrollando métodos y estrategias didácticas no estandarizadas y produciendo recursos para el aprendizaje flexibles y contextuales. Incluye una reflexión crítica sobre los sistemas de evaluación aplicados por los docentes.

10.- Desarrollo de una práctica docente vinculada con el trabajo productivo, con el entorno social y natural, con el patrimonio cultural de las comunidades, con la problemática general que confronta el país, haciendo énfasis en la pertinencia social de los aprendizajes.

11.- En materia de extensión, superar las concepciones eventistas y simplemente difusoras de las actividades de extensión. Superar igualmente la concepción de la extensión como un mecanismo para obtener ingresos propios. Construir relaciones sólidas entre la universidad y la comunidad, impulsando propuestas en áreas de interés social (tales como salud, educación, vivienda, servicios públicos) en conjunto con organizaciones sociales diversas (consejos comunales, sindicatos, cooperativas, etc.).

12.- Otorgarle a la extensión universitaria un mayor peso académico al que hasta ahora ha tenido curricularmente y en la misma actividad de los docentes.

13.- Fortalecer la formación del estudiantado al calor del desarrollo de la ley del servicio comunitario, mediante la creación de valores en cooperativismo, solidaridad, cultura democrática, gestión participativa de los asuntos públicos, superando el individualismo, la competitividad, la intolerancia, la discriminación de género, racial y social.

14.- Socialización de la investigación universitaria, vinculándola a los sectores estratégicos de la nación: petróleo, manufactura, agricultura.

15.- Desarrollo de la municipalización de la educación universitaria, respaldando la experiencia de las aldeas universitarias y la aplicación de modalidades no convencionales de aprendizaje.

Para bajar las fotos pulse aquí

Acerca de mmujica

Investigación, Educación, Redes, Seguridad, Software Libre...
Esta entrada fue publicada en Eventos y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s